EN CASO TERRENOS ABELARDO, VIVIAN JACOBO ROMPE SILENCIO; LLAMA AMBICIOSO Y CORRUPTO A WALTER MUSA.

 EN CASO TERRENOS ABELARDO, VIVIAN JACOBO ROMPE SILENCIO; LLAMA AMBICIOSO Y CORRUPTO A WALTER MUSA.

jose y vivian jacobo«Lo que más me duele que el fraude involucre un hijo de Don Waldo Musa, quien era el administrador judicial de esos bienes que Abelardo en su voluntad dejó en manos de mi padre».

 

 

 

PUERTO PLATA.- El heredero  del difunto José Tomas Gómez (Abelardo),  José Jacobo Sassen, y su hija Vivian Jacobo, finalmente rompieron el silencio, respecto a la venta de terrenos propiedad de Abelardo por parte del Ayuntamiento de Puerto Plata y el abogado Ángel Lockward, a la universidad UTESA,  por una suma superior a los 90 millones de pesos.

«Yo he guardado silencio por que siempre he creído que no hay juez mas implacable que Dios, y lo que más me duele que el fraude involucre un hijo de Don Waldo Musa, quien era el administrador judicial de esos bienes que Abelardo en su voluntad dejó en manos de mi padre. Mi mismo padre propuso a Don Waldo como secuestrario judicial de los bienes de Abelardo, porque eran como hermanos fue en la Calle Beller #35, encima de la tienda de mi padre, que Don Waldo Musa que en paz descanse estableció su emisora por mucho tiempo«, dijo Vivian Jacobo Visiblemente indignada.

La semana pasada, fue revelado un contrato suscrito entre Ángel Lockward y la universidad UTESA, en donde Lockward, vendió por mas de 34 millones de pesos, 5300 metros cuadrados de terrenos pertenecientes al difunto Abelardo, los cuales forman parte del patrimonio heredado por los Jacobo.

Antes de salir a luz publica el contrato entre el abogado y la Universidad UTESA,  el Alcalde Walter Musa, publicó que el Ayuntamiento de Puerto Plata, había vendido otros 8,000 metros de los referidos terrenos, por una suma superior a los 54 millones de pesos.  En esa ocasion, Musa hizo énfasis en la transparencia de la transacción entre el Ayuntamiento y UTESA, pero nada dijo de la venta que realizó Lockward, de otra parte de esos terrenos a la misma universidad.

«La ambición desmedida no conoce de agradecimiento ni hermandad, ni lealtad,  ni mucho menos respeta la ley por que como reza un viejo adagio tan ladrón es el corrupto como aquel que la permite y en este mi Puerto Plata pueblito encantado hay muchos Pilatos que por conveniencias personales prefieren ignorar la verdad y simplemente lavarse las manos» , agregó la hija de José Jacobo.

Reportero

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.